miércoles, 2 de septiembre de 2009

¿Creacionismo?


Consíderese el siguiente texto extraído de un sitio web dedicado a las investigaciones creacionistas.

Fosiles o engaños

Hermano Rubén:


Le agradezco por su respuesta, quería consultarle sobre los restos fósiles encontrados, como: el hombre de Java, Neandertal, Pekín.

PREGUNTA:
¿Qué son realmente: monos erguidos, creaciones de Dios parecidas al hombre,…?

Gracias
Germán

RESPUESTA:
Querido Germán: Dios te bendiga. A través de tu pregunta, espero que podamos disipar mucha mala información que se tiene al respecto de los fósiles de transición o eslabones perdidos. Tan perdidos que todavía no se encuentran. El Rampiteco, Eoantropus (de Piltdown), Hesperopiteco (de Nebraska), y Australopiteco Africano (Lucy), y el Habilis entre los más conocidos, son científicamente aceptados como ‘taxones inválidos’, en pocas palabras, engaños evolucionistas. Estos han sido ya aceptados como diferente tipo de simios, o huesos de simio revueltos con huesos humanos. El engaño más grande es el de Nebraska que ‘lo crearon’ (mejor dicho, inventaron, pues el único Creador es Dios) de un diente de un tipo de cerdo que ahora se encuentra sólo en Paraguay. Se ha ‘sugerido´ a los museos y textos educativos que los presentan como eslabones, que los quiten de referencia y exhibición pues son mentira. Los aceptados como homo erectus son el Neandertal, Java, y Pekín. La postura inclinada de estos es debida a enfermedades como el raquitismo. Así mismo, existían otro tipo de deficiencias en vitaminas, e higiene. Te recomiendo comprar ‘El libro de las respuestas’. Ve a nuestra librería virtual que te conectará a ‘Claramente Cristiano’, o busca en el link al hermano Pedleton de Zacatecas.

En Su servicio, Rubén Berra

En mi opinión se trata de algo fascinante que sugiere un cierto lastre sinárquico o, más bien, un asunto de complot y victimización histórica. Me parece simpático que muchos de los argumentos esgrimidos en este sitio (no pienso abordar el tema del creacionismo tan ampliamente estudiado) se caracterizan por un ferreo escepticismo hacia todo el andamiaje ilustrado que llamamos ciencia moderna (aunque utilicen "evidencias" científicas para deslegitimar la ciencia). No obstante, dicho escepticismo, si se quiere hepático, se acompaña de un dogmatismo por demás vulgar. Lo que más me interesa resaltar tiene que ver con el fenómeno de construcción del discurso científico y con sus matices. Es decir, a la luz de los maestros de la sospecha no podríamos dudar de que las consideraciones esbozadas por algunos de estos "investigadores creacionistas" se fundamentan en principios epistemológicos más próximos de lo que imaginamos. Es cierto, consitutye una negación absoluta del enlightment muy similar a algunas disquisiones "deconstructivistas". ¿Pero acaso no evoca también las astucias retóricas de cierta ortodoxia teórico-metodológica? ¿O los ajados vaticinios apocalípticos de los eco-freaks y sus sucedáneos? En el fondo de esto me queda la impresión (casi sempiterna) de que las discusiones epistemológicas son, muchas veces, discusiones éticas disfrazadas.

Nota: Les recomiendo leer un texto del sitio mencionado que se encuentra en la sección de Biología del apartado de Preguntas y Respuestas. Es increible. Se titula Anfibios y Homosexualidad.

4 comentarios:

Lola Mena dijo...

Jenaro compadre: mira este link, es el mismo del cual nos contabas, en aquella semana santa del Billy, por allá por los san rafaeles florenses???

Jenaro dijo...

Ayy Walterius.... Tan borracho estaba ese día que no recuerdo haber hablado de creacionismo... Refrescame la memoria

C.A. Fallas dijo...

Que site por la gran puta. Me he reído como si fuera de chistes!!

SCHINDLERIA PRAEMATURUS dijo...

Increíble. tanta risa me dio como cuando descubrí que si escribía mal el url de mi blog, dios se me manifestaba http://astorgamonestel.blogspot.com/2008/12/direccion-mal-escrita.html